Blanca Varela (Perú)

Blanca Varela (Perú)

 
 

Una de las voces más importantes de la lírica latinoamericana. Merecedora de los importantes premios, Premio Octavio Paz de Poesía y Ensayo 2001, III Premio Internacional de Poesía Federico García Lorca Ciudad de Granada, 2007 y XVI Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, 2007.

Sus textos tienen la intensidad de la resistencia y la innovación de su época; signos, el mundo bajo su lupa, el fuego, la sal, el amor y la soledad: “Aquí en la costa tengo raíces, /manos imperfectas, / un lecho ardiente en donde lloro a solas”. La poesía de Blanca es una exploración del propio ser. Escribe por necesidad, con un lenguaje impredecible que nace de su propio silencio sin embargo no son versos de testimonios sino más bien pensamientos poéticos que hacen de su producción una obra osada.

A lo largo de su trayectoria se aprecia su viaje que atraviesa la esperanza, la zozobra, la incredulidad hasta llegar a estudiar –entre sus versos- al ser humano, el espíritu y la carne. Una poesía de corte existencialista, como ella misma se definía.
Blanca es directa, sin máscaras incluso cuando sus textos están llenos de duda y antónimos: “Tal vez la muerte detrás de esa sonrisa / sea amor, un gigantesco amor / en cuyo centro ardemos.

Deja un legado vasto, un reflejo de la soledad esencial que se identifica con la vida de sus lectores, un abanico de posibilidades de reflexión y aceptación de la orfandad humana: “Nadie te va a abrir la puerta. Sigue golpeando.

Rocio Bolanos

 
 
 
 
Noche
 
vieja artífice
ve lo que has hecho de la mentira
otro día
 
 
 
 
 
 
Identikit
 

la oscura materia
animada por tu mano
soy yo
 
 
 
 
 
 
Curriculum vitae
 
digamos que ganaste la carrera
y que el premio
era otra carrera
que no bebiste el vino de la victoria
sino tu propia sal
que jamás escuchaste vítores
sino ladridos de perros
y que tu sombra
tu propia sombra
fue tu única
y desleal competidora 
 
 
 
 
 
 
Nadie nos dice
 
nadie nos dice cómo
voltear la cara contra la pared
y
morirnos sencillamente
así como lo hicieron el gato
o el perro de la casa
o el elefante
que caminó en pos d su agonía
como quien va
a una impostergable ceremonia
batiendo orejas
al compás
del cadencioso resuello
de su trompa
 
sólo en el reino animal
hay ejemplos de tal comportamiento
cambiar el paso
acercarse
y oler lo ya vivido
y dar la vuelta
sencillamente
dar la vuelta
 
A rose is a rose
inmóvil devora luz
se abre obscenamente roja
es la detestable perfección
de lo efímero
infesta la poesía
con su arcaico perfume
 
 
 
 
 
 
Reja
 
cuál es la luz
cuál la sombra
 
 
 
 
 
 
Tàpies
 
(puertas)
 
1
 
hombre en la ventana
medio punto negro
 
ángel ciego o dormido
 
 
 
 
2
 
puerta con noche encima
abajo y dentro
 
 
 
 
3
 
ubre de yeso lágrima de yeso
pisada en el centro de la nube
 
 
 
 
4
 
Como el mundo
puerta entre la sombra y la luz
ente la vida y la muerte
 
 
 
 
5
 
el justo golpe
la mano la música de la mano
la rebusca en el fuego
 
 
 
 

Commenti

Lascia un commento

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato.